Noticias

Las cosas buenas

Y LAS NO TAN BUENAS, SON PARTE DE LA VIDA

Una vez alguien me dijo “¡A ti siempre te pasan cosas!” refiriéndose a mis contratiempos, situaciones complicadas y demases. La verdad es que NO SIEMPRE “me pasan cosas”, son períodos, así como imagino que le pasa a todo el mundo durante el trayecto de su vida. Además, creo firmemente en que todo lo que nos sucede es para aprender, aunque no nos guste del todo.

Bueno, el tema es que mis últimos 3 años han sido intensos y efectivamente me pasaron cosas (ninguna de ellas relacionada con la Pandemia). Lo complicado se gatilló por la creciente demencia senil de mi padre y mi decisión de cuidarlo. Ahí el panorama familiar se fue a las pailas. Y también mi concentración y tiempo disponible para trabajar. Con dificultad logré responder a los pedidos, producir stock para el Mall y continuar con los estudios que había iniciado (en los post anteriores “¿Dónde mi corazón baila?” Y “Amo lo que hago” ya venía escribiendo mi desahogo).

Hoy felizmente, gracias al Universo y a un cambio en mis creencias, entre muchos otros apoyos, se solucionaron varios de los problemas. Y aunque tuve que trasladarme con mi taller, todo me ayudó a potenciar el cambio de vida y la reorientación del emprendimiento que venía ya en proceso y deseaba con el alma: más cosas naturales, más reutilización de materiales, más reciclaje, menos consumo.

Aquí les comparto algunas fotos de mi nuevo espacio. Como me dijo una buena amiga: hay que recomenzar las veces que sea necesario 🙂

Repisas hechas con cajones de feria lijados y pintados.
Respaldo de pallets pintados para sillón cama.
Mesa de comedor hecha con ex repisa de Feria Santa Lucía.
¡Incluye espacios perfectos para mi gato!

#loquecreeslocreas

#elcambioempiezaporti

#lavidaesbella

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Have no product in the cart!
0